Ep. 4 – Decreta abundancia


 
Om Swastiastu!

Esta es la frase con la que te saludaré cada vez que nos encontremos por aquí. Om Swastiastu es la palabra con la que los balineses se saludan cuando se encuentran, y no me ves ahora, pero mientras la pronuncio, estoy poniendo mis manos en posición de oración, tal como se hace en Bali.

Es mi día a día en la isla de los dioses, así que por qué no, compartirlo contigo también.

Vendría a ser como un “que dios esté contigo” o que “dios te bendiga”, y si ya me conoces ya sabrás que realmente no creo en ningún dios en concreto, pero si en el poder del universo.
 
Estoy grabando este episodio cuando quedan pocas horas para mi cumpleaños, y quiero celebrarlo contigo compartiendo el propósito y la intención que va a moverme en esta nueva vuelta al sol: La abundancia. He decidido que esta va a ser la palabra mágica durante esta nueva vuelta el sol, y me encantaría que lo fuera para ti también.

¿Pero qué eso de la abundancia?

Lo primero que nos viene a la cabeza si pensamos en abundancia es dinero, pero no….  no tiene nada que ver con las cifras de tu cuenta bancaria, si no más bien con lo que tienes entre esas bellas orejitas: tu mente.
                       
Vivir una vida abundante es al fin y al cabo el sueño de todas. Todas queremos vivir una vida próspera en la que podamos ser felices y sentirnos realizadas. Y puede parecer difícil para algunas, pero en realidad todas tenemos ya lo que se necesita para vivir una vida abundante.

El ingrediente más importante para la abundancia es la actitud y tu actitud, es algo que tú puedes controlar.
 
Con esto en mente, aquí te dejo 7 consejos para ayudarte a vivir una vida abundante:
 
1. Tener mentalidad de abundancia
El principio de abundancia dice que hay suficiente para todos en este mundo, por lo que la ganancia de otra persona no es tu pérdida. Esto es lo opuesto a la mentalidad de escasez, que dice que solo hay una cantidad fija de recompensa, por lo que la ganancia de otra persona sería tu pérdida. Pero no es así. Al tener una mentalidad de abundancia, no te sentirás mal cuando alguien más tenga éxito, porque sabes que tú también puedes tener tu propio éxito, e incluso más.
 
2. Agradece lo que tienes
Más que cualquier otra cosa, ser abundante se trata realmente de cómo tú ves la vida. Algunas personas pueden tenerlo todo, pero aún se sienten pobres. Otras pueden tener menos, pero se sienten abundantes. Debes fijarte en lo que ya tienes y estar agradecida por ello en lugar de quejarte por las cosas que no tienes. Algunas personas necesitan pasar por una pérdida dolorosa antes de poder apreciar lo que tienen. Así que no dejes que ésto te suceda a ti. Seguro que si lo piensas, ya hay cosas en tu vida por las que puedes estar agradecida a diario.

3. Sonríe
Ya… Sé que suena simple, pero sonreír es la manera más sencilla de cambiar el tono de tu día. Incluso si su día no va tan bien como esperabas, siempre puedes optar por responder de manera positiva. ¿Te suena lo del vaso medio lleno o medio vacío? Al sonreír, te estás enviando un mensaje positivo a ti misma y a los demás de que eres pura energía que suma en lugar de restar.
 
4. Empieza bien tu día
Cómo comienzas tus días influye en gran medida en cómo van a ser. Así que debes asegurarte de comenzar bien cada día de tu vida. Sólo tú puedes definir cómo comenzar bien tus días, pero aquí te dejo algunas ideas:
 
Madrugar, salir de la cama de inmediato sin dejar que te invada la pereza, meditar, hacer ejercicio, o escribir un diario…

5. Prepárate para las oportunidades, y aprovéchalas.
La forma en que utilizas las oportunidades que se te presentan es muy importante. Las personas que saben cómo aprovechar mejor las oportunidades siempre  van a avanzar más rápido en la vida que aquellas que no saben hacerlo.
Lo primero que tienes que hacer es prepararse para las oportunidades de modo que estés lista cuando surjan. ¿Cómo prepararte para las oportunidades? Por ejemplo, conociendo tus fortalezas, desarrollando tus habilidades, y siendo observadora. Primero mira hacia dentro y empieza a conocerte, y luego abre los ojos y mira a tu alrededor.
 
Una vez que tengas una oportunidad, explórala en toda su extensión. No la dejes pasar a medio usar. ¿Hay otras formas de utilizarla? ¿Puedes combinarla con algo que ya tienes para crear algo nuevo? ¿Puedes abrir oportunidades relacionadas?
 
6. Construye nuevas amistades.
Las relaciones dan mucha alegría en la vida. Es a través de las relaciones que amas y eres amada. Construye una red fuerte de amistades que puedan sujetarte en cualquier momento de tu vida y con quien puedas celebrar tus éxitos.
 
7 y más importante. Disfruta de la vida
Vivir una vida abundante significa que debería poder disfrutar de tu vida ahora sin esperar algo grande en el futuro. No necesitas cierta cantidad de dinero o cierto nivel de éxito para ser feliz. Puedes ser feliz ahora mismo con lo que tienes.


La mujer abundante es intrépida, inquebrantable, empoderada e implacable en su camino hacia lo mejor de sí misma. Está llena de amor, luz y valiosos dones que este mundo necesita. Ella no está exenta de defectos y es dueña de sus errores por lo que son. Es abundante en el trabajo, en casa y dentro de sí misma.

La abundancia significa mucho más para ella que la riqueza. Significa amarse a sí misma, perdonarse a sí misma y saber que su vida y su voz son importantes. Significa darse cuenta de su autoestima y nunca, nunca conformarse con el segundo puesto. En su mundo, su felicidad y satisfacción propia valen su peso en oro.

La abundancia vive en todas nosotras. Está en cada mujer, consciente o incoscientemente. Ella prospera y prospera en espacios donde sus talentos son valorados y celebrados. No se mide por las veces que ha caído, sino por todas las veces que se ha levantado y ha avanzado. No se etiqueta a sí misma como una víctima, sino como una guerrera. Su tenacidad y tolerancia son contagiosas.
 
Ella es una oyente, una ayudadora, una cuidadora y un ser humano extraordinario. Ella es única, bendecida y agradecida por todo lo que tiene y todo lo que su futuro tiene reservado. Su vida está llena de experiencias que la han convertido en la mujer poderosa que es hoy.
 
No se compara con las demás; más bien cree en quién y qué es como un ser único. Ella es pionera y creadora de tendencias. Ella es valiente y auténtica por derecho propio. Ella apoya a otras mujeres porque sabe que somos más fuertes juntas que separadas.

Soy una mujer abundante y tú también lo eres. Somos suficientes. De hecho, somos más que suficientes. ¡Juntas podemos y cambiaremos la historia de nuestras vidas!

Si quieres que empecemos a construir juntas eso que tanto anhelas de una manera más personal, no dudes en agendar una sesión a través de mi Instagram sanuka_inbali o en la web chakrawala.com y estaré muy muy feliz de conocerte un poquito más.
 
No olvides suscribirte al podcast, y nos vemos en el próximo episodio.